Balón Aforado

En cualquier laboratorio podrás encontrar gran cantidad de materiales que se utilizan para hacer infinidad de experimentos, pero el balón aforado es uno de los más importantes y no debe faltar. Se trata de un elemento de medición que está fabricado a base de vidrio, cuya finalidad es determinar con gran exactitud el volumen que puede llegar a tener cualquier líquido.

Está considerado como uno de los logros más grandes e importantes para la química y la física desde que el químico Emil Erlenmeyer lo inventó, en el año 1861. Es una herramienta de mucha utilidad en el avance de gran cantidad de estudios científicos, ya que proporciona datos importantes y significativos a quien lo usa.

La forma en la que está fabricado el balón aforado es clave, pues proporciona resultados más precisos. Tiene un cuello alargado con una serie de marcas que sirven para medir, contiene un tapón, en algunos casos de plástico y en otros de corcho, este sirve para tapar el recipiente y así evitar derrames y por consecuencia algún accidente.

¿Qué es un Balón Aforado?

El balón aforado, también conocido con el nombre de matraz aforado o fiola, es un contenedor o recipiente que por lo general es utilizado en los laboratorios de química y física para medir de forma precisa el volumen específico de los líquidos, destilar sustancias, precipitar o disolver compuestos, enfriar o calentar líquidos y para preparar soluciones.

Estos recipientes tienen la base plana y un cuello largo y estrecho con marcas que se conocen con el nombre de aforo que se encargan de indicar el nivel de capacidad que debe tener el líquido dentro del  contenedor, con la finalidad de facilitar y garantizar la medida exacta de los líquidos.

¿Para qué sirve el Balón Aforado?

Este estupendo instrumento aunque fue fundado en un principio solo para realizar la medición precisa del volumen de los líquidos, también puede ser utilizado para realizar mezclas y cualquier tipo de experimentos que no perjudiquen ni sobrecarguen su función.

En él se pueden mezclar distintos elementos para obtener una composición final, pero también es importante tener en cuenta todas las restricciones al momento de usarlos según el tipo de balón.

Muchos de ellos solo funcionan para usarlos en laboratorios escolares por el hecho de ser más básicos, delicados y con menos capacidades,  pero hay otros que soportan distintas composiciones y tienen más capacidad. Por esto es importante, antes de comprar el balón, verificar cuál va a ser el uso que le darás.

Uso del Balón Aforado

El uso del balón aforado es muy sencillo, lo único que debes conocer es el modelo que necesitas, de esta manera podrás tener una medida exacta del líquido o de la mezcla que requieres.  En él se pueden recolectar datos químicos y cuantitativos de una sustancia, el comportamiento que tiene bajo diferentes temperaturas  y la interacción con otras sustancias o densidades.

Cuando se va a ejecutar el cálculo ten en cuenta el menisco, este es el punto céntrico de la curva que logra obtener el líquido que se está midiendo. En ocasiones los bordes pueden ser más bajos o más altos, pero, sin que importe el caso, lo indispensable es conservar el ojo a la altura del aforo, que es la máxima marca a la que puede llegar el líquido.

El aforo no debe verse como una elipse, debe ser como una línea recta para así poder tener la medida precisa, de lo contrario el volumen del líquido puede no llegar a ser el que se quiere alcanzar.

Tipos de Balón Aforado

Cabe destacar que aunque solo existen dos tipos de balones aforados, pueden clasificarse de tres formas distintas para una categorización y definición mucho más específica. Según el color, según la precisión y según la capacidad de volumen.

  • Según el color

Mayormente son fabricados con vidrio transparente, también pueden encontrarse de diferentes colores para ayudar a procesar mezclas que son sensibles a la luz.

  • Según la precisión

En cuanto a la precisión, se pueden encontrar de dos tipos:

Tipo A:

Son los que se utilizan para la preparación de distintas mezclas y además para la medición del volumen de los líquidos, por lo general son usados en los laboratorios avanzados de química.

Tipo B:

Son los que se encuentran en los laboratorios de las escuelas y no son usados para composiciones fuertes, pues su exigencia es menor.

  • Según la capacidad de volumen

Este tipo de balones se pueden encontrar de 1 y de 2 ml, aunque los más comunes y usados son los de 25 ml hasta 500 ml.

Sin importar cuál sea su modelo siempre debe tenerse en cuenta la buena higiene, esto garantizará que las mezclas no sean alteradas de ninguna manera.

Características del Balón Aforado

Este maravilloso instrumento tiene una base en forma de balón o de pera, algunos están fabricados en plástico, aunque por lo general son de vidrio. Tienen un cuello alargado y fino que es en donde se miden los líquidos que son integrados en la herramienta.

Desde su base hasta la parte final de su cuello tiene unas marcas que son las que permiten ir midiendo con exactitud el volumen de las composiciones. También cuenta con una información general que debe tenerse en cuenta al momento de ser usado, como por ejemplo la temperatura en la que puede emplearse, la capacidad del volumen que puede medirse y la marca del fabricante.

Además cuenta con una tapa esmerilada, en algunos casos de plástico y en otros de corcho, que sirve para poder agitar las disoluciones sin miedo a que se derrame algo. También permite conservar los líquidos dentro del recipiente, en especial cuando se trata de mezclas, la distancia desde el tapón hasta el enrase es relativamente grande para que así haya el espacio suficiente para agitar.

Importancia del Balón Aforado

El balón o matraz aforado es un utensilio muy importante en cualquier laboratorio ya que ayuda en gran manera con los diferentes cálculos, avances e investigaciones que tiene la ciencia cada día.

En la industria de los hidrocarburos también tiene gran excelencia, pues ayuda a separar muestras de petróleo para estudiar el comportamiento del mismo en distintos solventes.

Sin lugar a dudas, debido a que el uso del balón aforado no se enfoca en un solo propósito sino en varios, se ha convertido en uno de los instrumentos de medición más exitosos de los últimos tiempos, logrando un enlace mayor dentro de la química y sus diferentes enfoques.

Sal y busca ya tu balón aforado, en el mercado encontrarás gran diversidad, de diferentes dimensiones, tamaños y materiales. Con seguridad encontrarás el mejor.

Conoce junto a mí todos los instrumentos que podrás encontrar en un laboratorio. Suscríbete a mis listas de distribución y recibe información oportuna y de la mejor calidad. ¡Únete!

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *